Muchas veces recibo mails y comentarios sobre como es el manejo o porque es el manejo de los diferentes saxos y sus respectivas afinaciones; o sea, porque los saxos y/o la mayoría de los instrumentos de vientos son instrumentos transpositores.

La explicación simple es para que todos lleguemos en el registro de alguna obra sin salirnos demasiado del pentagrama, pero hay una explicación un poco mas extensa, pero clara que nos puede ayudar a todos para tenerla como referencia.

Lo que sigue a continuación es parte del texto de este enlace (archivo PDF) donde nos explica con un poco de detalle los porque y los como de la trasnposición en los instrumentos de viento.

Transposición a primera vista

Desde el barroco hasta mediados del siglo XX, la transposición a primera vista de partituras más o menos sencillas era un ítem prácticamente obligatorio dentro del aprendizaje de un instrumento, especialmente del piano.

El alumno resolvía esta dificultad técnica mediante el adiestramiento en la lectura de las claves en distintas alturas: en vez de conocer sólo la clave de sol en segunda línea y de fa en cuarta línea, el alumno también debía aprender a leer a primera vista en clave de do en cuarta línea (también llamada clave de tenor, que es la que usan a veces el violonchelo, el fagot, el contrafagot y el trombón) y en clave de do en tercera línea (que utiliza la viola).

De esta manera la primera línea (contando desde abajo hacia arriba) que corresponde al re en clave de do en cuarta línea, equivale al mi en clave de sol, al fa en clave de do en tercera línea y al sol en clave de fa.

Eso le daba al músico un gran entrenamiento para visualizar distintas nomenclaturas de notas en el mismo pentagrama, habilidad básica para transponer a primera vista.

Instrumentos transpositores

Instrumentos cuyos sonidos escritos son diferentes de sus sonidos reales. A exepción de aquellos cuyos sonidos escritos y reales difieren por una o más octavas (generalmente para evitar la utilización de multiples líneas adicionales), la mayoría de estos instrumentos se identifican por medio del nombre de la nota de su fundamental, p.ej.: trompeta en sib.
El nombre identifica la nota que suena cuando se toca un do escrito.

Este método se emplea mucho para instrumentos de viento como el clarinete en si bemol, cuyos tonos naturales son los armónicos de si bemol. Puesto que para el ejecutante de este instrumento si bemol es la clave más sencilla, se ha vuelto común presentar esa clave al ejecutante en la notación más sencilla, o sea do mayor.

La notación de tranportación data de los tiempos en que se disponía únicamente de tonos naturales en algunos instrumentos.

Ejemplo: Las trompas antiguas estaban comúnmente en tonos de fa, mi, mi bemol, si bemol, y do, y desde que las únicas notas disponibles eran esas en las series armónicas de uno de esos tonos, no había habilidad de tocar en diferentes tonos.

Si la música cambiaba de tonalidad, el músico debía, en teoría, de cambiar a una trompa adecuada.

Con la introducción de pistones en los comienzos del siglo XIX, todos los instrumentos pudieron ser ya tocados en cualquier clave. Sin embargo, la notación de tranportación es muchísimo más conveniente para el ejecutante, puesto que la digitación correspondiente a cualquier nota escrita sigue siendo la misma, p.ej., en la trompeta en si bemol que en la trompeta en do.

Casi todos los instrumentos de viento no afinados en do son de transportación, exepto los trombones, los cuales, aunque afinados en mi bemol, si bemol etc., se escriben como suenan.
ejemplo un corno inglés ejecuta a una quinta más grave de lo escrito: de esta manera, si el cornista lee un sol4, oprimirá la combinación de teclas que por ejemplo en un oboe (que no es instrumento transpositor) generaría el sol4, pero en cambio el corno inglés emitirá un do4
Entonces en los manuales de orquestación.

Para ampliar mas la información, con detalles y ejemplos, pueden hacerlo bajando el PDF que se encuentra en este enlace



Amante de la música y la tecnología en todos sus sentidos; centrado en los últimos años en la Web 2.0 y sus derivados. Obviamente saxofonista. Llevo soplando desde el año ´ 93 y en todo este tiempo atravesé por diferentes formaciones musicales. (EX) Estudiante de Ciencias de la Comunicación (KARMA!!!) y el ideólogo de este sitio. También estoy en Google+